La maestra de todas las cosas

Fue una de las figuras más célebres de la Antigüedad. Nacido en el 100 y muerto en el 44 antes de Cristo (a.C.), Julio César fue un político, militar, estratega y orador romano, protagonista de la transición de la República al Imperio. Antes de ser asesinado de 23 puñaladas por varios senadores el 15 de marzo del año 44, entre otras cosas Julio César quedó inmortalizado por algunas frases. Una de ellas es “la suerte está echada”, que alude al momento en que cruzó el río Rubicón con sus tropas y marcó el principio del fin de la República romana, el régimen que había gobernado durante los cuatro siglos anteriores. Otra frase de Julio César que ha pasado a la historia es “la experiencia es la maestra de todas las cosas”, adagio que aún sigue siendo cierto para nuestro interconectado mundo de hoy.

Aprendemos de nuestras experiencias y basamos nuestras decisiones futuras en ellas. Dado que alrededor de aproximadamente un tercio de nuestra vida la pasamos trabajando, es fundamental que nuestras experiencias laborales sean en su mayoría significativas, positivas y constructivas.

Las experiencias negativas en el lugar de trabajo pueden conducir a la desconexión de los empleados, lo que puede resultar extremadamente costoso. Estudios internacionales señalan que el poco compromiso de los empleados (sin la camiseta puesta) tiene derivaciones graves para las organizaciones: trabajadores desconectados tienden a ausentarse más, a tener más accidentes laborales, así como a cometer más errores y tener comportamientos no deseados.

Por otro lado, los empleados comprometidos tienen niveles más altos de conexión con la visión, estrategias y objetivos de la organización, que derivan en una mayor productividad, rentabilidad y calificaciones de los clientes, así como en menores intenciones de abandonar la empresa.

Hay varios factores presentes en el entorno laboral que pueden contribuir a experiencias positivas y el compromiso general de los empleados: un entorno laboral cómodo, un trabajo desafiante y significativo, un buen salario y beneficios, entre otros. Sin embargo, a lo largo de los años, el papel del liderazgo, mucho más que el de la gestión, se ha convertido en un determinante crítico de la experiencia de los empleados en el lugar de trabajo.

A continuación te compartimos algunas de las formas en que un líder, independientemente del nivel en que se encuentre dentro de la  organización, puede mejorar la experiencia general de los empleados en el lugar de trabajo.

Liderazgo colaborativo

En esta era de cambios en que nos encontramos, a la que muchos llaman disruptiva, se requiere que los líderes se separen del molde de liderazgo conocido como “mando y control” y adopten un estilo más colaborativo y transformador. Este estilo o enfoque no se trata simplemente de trabajar en equipo, sino que tiene más que ver con desarrollar un intercambio, transparente y bidireccional, de ideas y pensamientos entre líderes y empleados. Aquí los líderes trabajan como socios y fomentan la comunicación abierta con otros empleados, infunden un sentido de propiedad y un propósito compartido, al tiempo de sentirse más capacitados y comprometidos para trabajar hacia un objetivo común. Estos líderes están orientados a los resultados y la acción, pero al mismo tiempo son sensibles a las necesidades de su gente. Asimismo demuestran energía y empatía a la hora de verificar personalmente los objetivos, aspiraciones y cualquier desafío personal de los miembros de su equipo, para poder siempre que sea necesario y oportuno brindarles su apoyo.

Reconocimiento significativo

Para que los empleados den lo mejor de sí, es crucial que los líderes, jefes y/o referentes creen un ambiente de trabajo positivo y psicológicamente seguro para todo los miembros de sus equipos. Reconocer y recompensar a las personas es una de las mejores y más efectivas formas de involucrar y mejorar la experiencia de los empleados. Sin embargo, el reconocimiento debe ser significativo, detallado y oportuno. Al recibir feedback de forma permanente, producto de conversaciones francas con sus jefes, los empleados pueden entender lo que están haciendo bien así como lo que pueden mejorar. Además, el reconocimiento detallado muestra que los líderes han prestado atención al trabajo de los empleados y no solo han pronunciado frases vacías. Cuando las personas se sienten apreciadas, valoradas y recompensadas, no es casual que deseen continuar creciendo y mejorando dentro de la organización y no lejos de ella.

Mantener el foco en la visión de la organización

Los líderes que encarnan la visión y los valores de una organización pueden influir en los demás, en la medida que permanecen claros sobre hacia dónde va la misma y cómo hace para llegar hasta allí. Los líderes alientan e inspiran a otros a seguir la visión, llevando a la práctica un proceso colaborativo de establecimiento de objetivos que permite a los empleados alinear sus objetivos con los de la empresa. Al ver el compromiso de los jefes y líderes para con la visión y objetivos de la organización, los empleados se sienten más entusiasmados a mantener y en el mejor de los casos mejorar su desempeño.

Permitir una cultura positiva

Un buen líder valora el bienestar de sus colaboradores, haciendo todo lo posible para mantenerlos comprometidos. La experiencia de los empleados mejora enormemente si su entorno de trabajo es entusiasta, positivo y contenedor. Además de realizar cambios de infraestructura (en mobiliario, iluminación y ventilación, entre otras cosas), los líderes también deben garantizar que se den relaciones de trabajo amigables, donde prime el respeto, el apoyo y los valores.

En síntesis: la tarea de quien gobierna algo es mantener alta la moral de sus colaboradores, incluso cuando las cosas no van bien. Los empleados buscan orientación de sus referentes especialmente durante los momentos difíciles. El optimismo, el coraje y el compromiso de los líderes afecta positivamente los niveles de compromiso de los empleados, incluso en los momentos críticos. Los líderes establecen el tono y la cultura en cualquier organización y en tiempos inquietos como los actuales su tarea deviene relevante.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s